sábado, 7 de noviembre de 2009

Dinero: (Historia de la moneda: Parte 5_Grecia)

:) 
Bien, para continuar con mi semana ahora concluiré el periodo griego, describiendo brevemente lo que fue la época helénica, para pasar a Roma y darme ahí en el próximo post.



El periodo helenístico se caracterizó por la extensión de la cultura griega a gran parte del mundo conocido. Reinos y también más al este hasta Afganistán y el noroeste de la India. Los comerciantes griegos extendieron las monedas griegas a través de esta vasta área, y los nuevos reinos pronto empezaron a acuñar monedas.

En un primer momento, sobre todo por razones económicas, las monedas helenísticas continúan los tipos de Alejandro, reproduciendo incluso su retrato. Muy pronto, el deseo y la necesidad de afirmar la propia individualidad inducen a los nuevos soberanos a acuñar monedas con su imagen, creando una serie de retratos que se cuentan entre los más interesantes de la antigüedad, entre otras razones porque corresponden al deseo de una visión realista y no idealizada del mundo circundante.


Esta práctica comenzó en Sicilia, pero fue desaprobada por los otros griegos como muestra de hibris (soberbia). Pero los reyes del Egipto ptolemaico y Siria seleúcida no tenían tantos escrúpulos, y emitieron magníficas monedas de oro adornadas con sus propios retratos, con los símbolo de su estado en el reverso, por ejemplo el retrato de Cleopatra VII, última reina del Egipto antiguo (años 69 a 30 a.C.), aparece en monedas acuñadas en Alejandría y en Antioquía, y además en denarios romanos, donde está retratada con Antonio.


En las monedas de Siria, en efecto, los rostros están caracterizados por rasgos reales, pero, lo que aún es más interesante, presentan asimismo cierto estudio, pues reproducen una expresión psicológicamente definida y ya no olímpicamente congelada en una máscara aséptica, o con la mirada perdida en el vacío.


Otras monedas interesantes son las de Armenia: de ellas es representativa un tetradracma de plata en cuyo anverso se encuentra un bello perfil del rey Tigranes el Grande (años 95 a 56 a.C.), más interesante y exótico por el característico gorro adornado rellas y águilas y rematado por puntriangulares.


En general, las monedas helenísticas son planas y más anchas, para permitir la creación pos muy complejos y para dar la posibilidad de incluir nombres o leyendas extensas y las emisiones son principalmente de bronce y dependen de un permiso especial expedido por la autoridad romana.





http://www.numismatik.com.ar/monedas/despues-de-alejandro-una-nueva-civilizacion.php
http://es.wikipedia.org/wiki/Monedas_de_Grecia

0 comentarios:

Publicar un comentario