viernes, 27 de noviembre de 2009

Jueves (Viernes) de historia: Combo "Mensaje para el futuro" y "La historia de dos hermanos"

:) 
Una disculpa, ayer llegué un poco tarde a la casa y ya no subí la entrada correspondiente. Por eso hoy traigo un combo, además de que al rato subiré la entrada del día de hoy.

En primer lugar les traigo un artículo sobre lo que podrá ser considerado dentro de muchos años un misterio para la humanidad.

A comienzos de la década de los 90, el gobierno de los Estados Unidos reunió a un grupo de científicos y artistas con el fin de dejar un mensaje que durara 10,000 años en medio del desierto. No era solo con el fin de trascender y mostrar su grandeza sino para proteger a los seres humanos de lo que está enterrado en esa zona.

El lugar es el desierto de Nuevo Mexico y se trata de la planta piloto para el aislamiento de residuos (WIPP por sus siglas en Inglés). Consiste en una construcción de hormigón enterrada a 700 m. llena de desechos provenientes de plantas nucleares y armas desmanteladas que será sellada completamente en el año 2070. Aunque lo que está enterrado no dejará de ser peligroso hasta dentro de miles de años. Es por esto que el gobierno decidió dejar un señalamiento para desalentar la permanencía y excavación en esa zona.

El grupo reunido se dividió en dos equipos de trabajo que empezaron a aportar ideas. Se les pidió que imaginaran el peor escenario posible, donde la mayoría del conocimiento humano actual hubiera desaparecido. El plan era crear un mensaje claro y lo más universal posible que diera a conocer lo que había adentro y porque no se debía permanecer ahí.

Desde un comienzo hubo posturas encontradas, algunos pensaban que lo ideal sería construir un espacio "monstruoso" que causara incomodidad y temor a los visitantes, otros creían que era mejor un espacio un tanto más amable e informativo. A continuación algunos bocetos:






Entre el grupo de intelectuales se encontraban los antropólogos Ben Finney y Ward Goodenough, y el artista colaborador de la NASA Jon Lomberg que fue el diseñador de nuestra carta de presentación a civilizaciones extraterrestres conocida como "El disco de oro", del cual les hablaré un día de estos. Carl Sagan también proporcionó ideas.

Una de las imágenes que más me llamó la atención fue esta:

Utiliza la figura de la pintura "El grito" de Munch para mostrar terror. La otra figura (derecha) pretende señalar asco y sensación de enfermedad.

Si quiere conocer más dense una vuelta por aquí, que es donde encontré la noticia. Además tiene enlaces a varios documentos generados por los grupos de trabajo.

La segunda parte es un dato curioso que me encontré hoy (Viernes) en mi google reader. Les dejo el primer párrafo de la noticia y si quieren conocer más dense una vuelta por aquí. Les recomiendo el artículo completo, es toda una novela (en realidad no, pero está divertido):

¿Qué tienen en común Puma y Adidas?

Comparten apellido y genes. Los del clan Dassler: Adolf (Adidas) y Rudolf (Puma), dos hermanos de marca cuyo amor fraterno nunca llegó a la suela de sus zapatos. Compartieron fábrica y, sobre todo, disputas familiares, demandas, rumores, insultos y algún tiempo en la cárcel, recoge Barbara Smit en el libro Hermanos de sangre.

Hasta aquí esta entrada, nos vemos al rato.

Bonus: Les dejo una imagen de un blog que me encanta, se llama "El espíritu de los cínicos" y es mantenido por un cuate que se nombra Salles. Puede herir susceptibilidades.




2 comentarios:

Christian O. Grimaldo dijo...

Que raro esta lo del desierto... yo pondría... mil estatuas de Barney separadas únicamente por pequeñas estatuas de Calderon.

los monitos se parecen a los de Alberto Montt en la idea jajaja

Darío "Changuito" Beltrán dijo...

Yo pondría estatuas de la Licha, la Morelia, el Genético y anexas que reprodujeran sus frases más memorables, jaja. Eso sí sería macabro (en verdad no, pero me desquito un poco).

Publicar un comentario